fbpx

La mitología griega está llena de historias de hombres y mujeres que a causa de los caprichos de los dioses tuvieron que atravesar distintas circunstancias, a veces provocando una guerra y otras el solo sufrimiento de la persona elegida. Una de esas historias es la de Hermafrodito, hijo de Hermes y Afrodita, a quien se le dotó de gran belleza; Afrodita decidió dejarlo en El Monte Ida al cuidado de las ninfas del lugar, pero, cuando este creció, al igual que su belleza, la náyade Salmacis se enamoró de él e intentó conquistarlo. Al ser rechazada, decide pedirle a los dioses que unan sus cuerpos en uno para que nunca pudieran separarse. Cuando Hermafrodito se encuentra nadando en un lago, ella lo abraza y lo lleva al fondo para finalmente ser uno mismo, un solo ser de dos sexos; él pidió a sus padres el que cualquier hombre que entrara a dicho lago corriera el mismo destino que él.

Al igual que Hermafrodito, existieron otros personajes vinculados a la dualidad sexual o a la fertilidad, como Tiresias, Ifis y Leucipo, a quienes se les fue cambiado su sexo, teniendo así esa experiencia de lo que era ser hombre y mujer. Para Platón, existieron tres las clases de personas, hombre, mujer y una fusión de ambos, quizá una expresión de la perfección humana. En general se sabe que para los helenos era de carácter común la homosexualidad principalmente entre hombres, personajes como Alejandro Magno y Nerón tuvieron parejas de su mismo sexo, y el último hasta llegó a casarse dos veces con hombres.

Sin embargo, tras la institucionalización de las religiones de libro, y en mayor parte el cristianismo, las percepciones sobre la orientación sexual se fueron modificando. Al día de hoy, no se aceptan las preferencias homosexuales, bisexuales o de otra índole que no sea heterosexual, y el digamos, principal castigo que se les dio a quienes decidieron ser libres, fue el olvido de la historia, su desaparición de los registros, y el ocultarse como refugio.

Cuando se piensa en que en el pasado también existieron personas con distintas preferencias sexuales y amorosas, se les llega a ver con morbo por el estigma existente en torno al tema. Finalmente, el morbo esconde las verdades. En ocasiones son las ganas de tener aquello considerado prohibido, y a su vez rechazarlo como si de una frustración se tratara. La sexualidad y la predilección de otros no debería ser objeto de sexualización ni de objetivación, mucho menos debería de ser un tema que se rescate del pasado para fetichizarlo.

Se han hecho grandes esfuerzos estudiar e investigar sobre la homosexualidad en el pasado, como es el caso de los trabajos del historiador y antropólogo brasileño Luis Mott; de la política y activista española Beatriz Gimeno; del periodista argentino Osvaldo Bazán; o de la periodista y activista mexicana Claudia Hinojosa. Estos son solamente algunos ejemplos, pues, en otros países también se están trabajando estos temas.

El trabajo conjunto con otras disciplinas y el uso de distintos tipos de archivos es necesario para llevar a cabo una investigación completa. La difusión de la historia es imprescindible para concientizar y hacer visible la existencia de personas homosexuales, bisexuales, intersexuales, así como de otras orientaciones e identidades. Podemos encontrar proyectos de difusión que han tenido un buen alcance y tratan de dar una nueva perspectiva, como la compilación de fotos en el libro Loving: A Photographic History of Men in Love 1850s-1950s de la colección de Nini Treadwell, en donde muestra fotos románticas de parejas de hombres homosexuales de distintas épocas; o, la película El baile de los 41 dirigida por David Pablo, que presenta un escándalo en el México de principios del siglo XX: una fiesta donde 42 hombres de la clase alta porfiriana1, la mitad vestidos a la usanza femenina, bailaban y se divertían sintiéndose libres de manifestar sus preferencias y su identidad.

Invisibilizar la homosexualidad en la historia es como si se negara la existencia de las infancias, como si no hubieran sido parte de las actividades cotidianas que permitieron el desarrollo de la tecnología, como si no hubiesen sido parte de alguna familia, o como si el hecho de ser homosexual les convirtiera en personas que nunca fueron parte de la sociedad ni de la cultura.

Este texto no es una propuesta metodológica ni contiene una ley que dicte lo que se ha de hacer, es más bien una invitación a replantearnos el discurso histórico, a pensar en cómo y por qué se ocultan ciertos temas y a intentar interesar a otras personas en el tema. Reflexionemos en que la injusticia no solamente tiene un carácter físico. La teoría, la intelectualidad, las letras, contribuyen a esta, y a callar las voces de los que tienen mucho que decir.

Notas

[1] El porfiriato o porfirismo​ fue un período de la historia de México en el que el gobierno estuvo bajo el control —total o mayoritario—del militar y político Porfirio Díaz entre el 28 de noviembre de 1876 y el 25 de mayo de 1911. Con información de la Wikipedia.

Imagen | Collage realizado por la autora con imágenes obtenidas del banco de imágenes de Canva.

Artículo de:

Beatriz Alvarado (Fundadora y directora de la revista cultural La Memoria Errante):
Estudiante de Historia y Arte en el Instituto Cultural Helénico (ICH) y de Comunicación y medios en la Universidad Tecnológica de México (UNITEC). Se ha interesado por la difusión de la historia, el periodismo cultural y el estudio de la opinión pública.

Síguela en: instagram

Cita este artículo (APA): Alvarado, B. (2022, 12 de noviembre). Por una historia incluyente. Filosofía en la Red. https://filosofiaenlared.com/2022/11/por-una-historia-incluyente/
#género, #griegos, #historia, #Interpretación, #Mitología

por La Memoria Errante

La Memoria Errante (LME) es una revista cultural y digital que surgió en 2020 ante la necesidad de crear un espacio donde artistas y humanistas pudieran compartir sus creaciones fuera del mundo académico. Actualmente, cuenta con escritoras y escritores de distintas partes de la República Mexicana y América Latina. Tiene convocatorias abiertas a todo público y busca hacer promoción de la lectura y la escritura haciendo uso de las diferentes redes sociales.

error: Content is protected !!