Ann Margaret Sharp (31 de mayo 1942, Brooklyn – 2 de julio 2010, San Cristóbal de las Casas) se licenció en la Universidad de New Rochelle, en Nueva York en 1963 en Historia y Filosofía. Sus estudios y aportaciones giran en torno a la comunidad filosófica de investigación, feminismo, filosofía de la educación y pensamiento cuidadoso. Así mismo, también escribió una teoría sobre “Pensamiento inteligente para una ética global”.

El proyecto de Filosofía para Niños/as (FpN) surge a finales de los años sesenta con la preocupación del profesor M. Lipman tras observar las carencias de razonamiento con las que llegaban sus estudiantes universitarios a sus clases de Filosofía en la Universidad de Columbia. Sharp se une a Lipman a principios de los años 70, y desde entonces fue su más cercana colaborada y la principal difusora del proyecto a nivel internacional. A tener en cuenta que, mientras Lipman propuso el proyecto a partir de la edad de 12 años con “Buscando a Harry”, ella consideraba que desde edad tempana se podía empezar a hacer filosofía, y lo demostró con “Hospital de muñecas” un libro para ser trabajado con niños y niñas de 4-5 años, junto con su respectivo manual.

Por otro lado, Sharp concebía la filosofía como “un proceso educativo de liberación infantil”, es decir, liberar a los niños para que piensen por sí mismos sobre el significado de las palabras, esto es, saber de qué hablan “cuando tengan dieciocho años y sepan a qué se refieren cuando hablen de amor y amistad1”. Surge de esta manera un nuevo paradigma educativo, en la que Sharp sugiere transformar cada una de las aulas en una comunidad de investigación donde puedan desarrollar los niños y niñas dentro del aula el pensamiento a nivel emocional, cognitivo y social.

Por otro parte, en la línea de esta idea, si consideramos que una de las máximas de la Filosofía es preguntarse cómo deberían ser el mundo, se necesitaría sabiduría y buen juicio para dar respuesta. Esa respuesta solo se podría encontrar con el saber pensar y, además, saber pensar bien, ser crítico y creativo, pues dentro de ese cómo debería ser está la opción de cultivar la imaginación, pero, sin dejar de lado, el pensar de forma ética y considerada. Surgiendo así su teoría sobre “Pensamiento inteligente para una ética global”.

Esta teoría y su idea de una nueva escuela se encuentra muy relacionada con su postura feminista. Sharp desde los inicios señaló la necesidad de una filosofía hacía las voces silenciadas y un compromiso ético con la pluralidad y la inclusión. Vio la necesidad de introducir dentro del proyecto de FpN y la nueva escuela, entre otros aspectos, un pensamiento feminista porque “los estereotipos de género están presentes en cada resquicio de la escuela: libros de texto, en las ideologías y actitudes del profesorado, e, incluso, en el patio del recreo” por eso son necesarias nuevas prácticas y metodologías pedagógicas desde temprana edad, porque desde pequeños “los niños y niñas están expuestos a los estereotipos de género”. De ahí que sea necesario “ofrecer un sistema educativo en el cual los valores y las actitudes que subyace al sexismo puedan ser puestos en cuestión y replanteados”, y la comunidad de indagación tiene ese potencial para cuestionar el sexismo y promover relaciones sociales basadas en la igualdad, la inclusión, la pluralidad y la justicia.

Desde mi punto de vista, para este día en el que se ha de recordar a todas aquellas mujeres que han aportado su granito de arena y han hecho del mundo un mundo mejor, pero, que por razones que voy a obviar se desconoce parte de su trabajo —aunque para todas aquellas personas que nos dedicamos a la FpN su trabajo y aportación es muy conocido—, quiero rescatar a esta pensadora revolucionaria dentro de la FpN cuyo papel fue crucial para el desarrollo de este proyecto. Ann M. Sharp, demostró que los niños y niñas son pequeños filósofos y filósofas seriamente preocupados por el mundo que les rodea y que necesitan de las herramientas necesarias para dar sentido a ese mundo. Si la filosofía para niños y niñas existe, y se está desarrollando en todo el mundo, es en parte, gracias a que Ann M. Sharp viajó por el mundo promocionando su proyecto y siendo “la portavoz mundial”.

Llevar la filosofía a todas/os las/os niñas/os del mundo constituye una forma de ampliar las posibilidades de crear un mundo no sexista y no racista.

Sharp, 1997.

Bibliografía

Entrevista a M. Lipamn y A. Sharp por Diego Pineda

Splitter, L.J y Sharp A. M La otra educación Filosofía y la comunidad de indagación ed. Manantial

Educación filosófica para la igualdad de género y la sostenibilidad medioambiental: el pensamiento de Ann Sharp. De Georgina Aimé Tapia González. Daimon. Revista Internacional de Filosofía. Núm. 73.

Notas

[1] ANN MARGARET SHARP, Prólogo. En: KOHAN, WO y WUENSCH, AM Filosofía para niños. Petrópolis, Voces, 1998. p. 18-19.

Imagen | Filosofare (imagen utilizada meramente con fines ilustrativos)

Artículo de:

Ester Guirao (autora invitada):
Lic. en humanidades, profesora de filosofía y español. Organiza talleres de filosofía para niños y niñas de lengua hispana en Köln (Alemania); responsable y autora de la página Arjephilo. Su máxima: dejarse llevar por el viento del logos. 

Cite este artículo: Hernández, G. (2022, 23 de diciembre). El amor es un arte. Filosofía en la Red. https://filosofiaenlared.com/2023/03/quien-fue-ann-margaret-sharp
#8m, #8m2023, #Ann M. Sharp, #Ann Margaret Sharp, #día de la mujer, #filosofía para niños, #fpn, #Lipman, #mujeres

por Arje Philo

Arjephilo una plataforma de divulgación filosófica. Entiende la filosofía como un conocimiento de todos y para todos, no entiende de edades, tampoco de fronteras. Arjephilo trabaja en el mundo Online organizando filocafés, mesas redondas, cursos y talleres.

error: Content is protected !!