Biblioteca de Filosofía en la Red
Índice
Imprimir

Pérdida del Aura

El concepto de la pérdida del aura se originó en los escritos del crítico cultural y filósofo alemán Walter Benjamin en la primera mitad del siglo XX. Benjamin utiliza el término aura para describir la autenticidad o la singularidad irrepetible de una obra de arte en su forma original. Según él, el aura de una obra de arte se degrada con su reproducción técnica, lo que lleva a la “pérdida del aura”.

Definición y contexto

En su obra La obra de arte en la época de su reproductibilidad técnica (1935/1936), argumenta que la reproducción en masa de las obras de arte, principalmente a través de la fotografía y el cine, despoja a la obra de arte de su “aura”. El aura se refiere a la singularidad y la autenticidad de la obra de arte, enraizada en un tiempo y lugar específicos, con su propia historia única.

La reproducción en masa, al hacer múltiples copias indistinguibles del original, destruye este sentido de unicidad y autenticidad. El arte reproducido carece de la “presencia en el tiempo y espacio” y “la existencia única en el lugar en que se encuentra” que caracteriza a la obra original. Esto es lo que Benjamin denomina “pérdida del aura”.

Implicaciones y Críticas

La pérdida del aura tiene implicaciones profundas para cómo entendemos y experimentamos el arte. Según Benjamin, esta pérdida democratiza el arte al hacerlo más accesible al público general. Las reproducciones masivas permiten que un público más amplio experimente obras de arte de las que de otro modo no tendrían conocimiento o acceso. Sin embargo, esta democratización viene a costa de la pérdida de la autenticidad y la singularidad de la obra de arte.

Las críticas a la teoría de la pérdida del aura argumentan que él otorga demasiado valor a la “autenticidad” del arte original y no reconoce suficientemente la creatividad y la innovación que la reproducción técnica puede aportar al arte. Algunos, como Theodor Adorno o Pierre Bourdieu, también argumentan que el aura puede transferirse o recrearse en las reproducciones, desafiando la afirmación de Benjamin de que la reproducción necesariamente destruye el aura.

error: Content is protected !!